Investigación en Oncología

La gran apuesta por los ensayos en fases preclínicas

Ganador Hospital Universitario Fundación Jiménez Díaz
Temas relacionados:
Herramientas
Madrid
|
25 oct 2018 - 08:00 h
|

La investigación alcanza su significado en la búsqueda de soluciones para los problemas graves que acucian a los pacientes, desarrollando una labor con total implicación y foco en los pacientes que se tratan. “No podemos perder la referencia de lo que constituye nuestro leit motiv y nuestra razón de ser”, indica Jesús García-Foncillas, jefe del Departamento de Oncología del Hospital Universitario Fundación Jiménez Díaz y director del Instituto OncoHealth de dicho hospital. La unidad ha recibido el BiC en Investigación en Oncología como reconocimiento a la labor de todo un gran equipo que “entiende el concepto de la investigación como un servicio a nuestros pacientes y a todas las personas y familias que cuidan y sufren con ellos, y por los que tenemos que seguir esforzándonos cada día más para dar lo mejor de nosotros”, apunta.

García-Foncillas incide en la importancia de la confianza que muestran los pacientes, así como en su capacidad de lucha y su tenacidad. “Ellos son los que realmente se merecen todos los premios y nuestro total reconocimiento”.

El servicio desarrolla una actividad asistencial que abarca todas las patologías tumorales. El concepto de la asistencia en cáncer ha cambiado radicalmente en los últimos años. “Ahora mismo el cuidado de los pacientes oncológicos requiere el trabajo coordinado de un amplio número de especialistas que trabajan en equipo, desde la investigación básica hasta el cuidado de todos los aspectos holísticos de la persona: nos importa ofrecer el mejor tratamiento y la más avanzada investigación a nuestros pacientes, pero también es crítico para nosotros su sufrimiento como persona, sus miedos, temores, todos esos síntomas que condicionan su calidad de vida”. Sólo en el contexto de un trabajo en equipo bien coordinado se puede entender el abordaje actual de todas las patologías tumorales que llevan a cabo en el Instituto Oncológico OncoHealth.

<p>La gran apuesta por los ensayos en fases preclínicas</p>

Se está poniendo sobre la mesa la necesidad de potenciar los ensayos clínicos en fases precoces, la Unidad tiene experiencia en este sentido. “No sólo en fases precoces, sino en fases preclínicas”, aclara. El Instituto OncoHealth ha puesto en marcha una unidad de modelos tumorales preclínicos que permite estudiar y evaluar los primeros datos de eficacia de los fármacos en investigación, así como los mecanismos por los que actúa dicho medicamento antes de iniciar cualquier experimentación en seres humanos. “Esto nos posiciona a la vanguardia del desarrollo terapéutico en cáncer”.

Con todo, la oncología ha avanzado mucho en los últimos años y es claro que se está asistiendo a un momento apasionante ante la irrupción en tiempos cada vez más cortos de una pléyade de fármacos muy prometedores que están cambiando el pronóstico de cánceres hasta ahora de pronóstico infausto. “Todo ello ha hecho que los avances se vayan sucediendo a velocidades vertiginosas, aunque no debemos olvidar que aún queda un largo camino por recorrer”.

Mejora de la atención al paciente

La atención de los pacientes está vertebrada por el trabajo multidisciplinar de muchos especialistas, buscando la mayor eficacia en el tratamiento de su dolencia, utilizando todas las armas disponibles, pero teniendo muy presente la calidad de vida de la persona y sin olvidar su entorno. “En este sentido, nuestro objetivo es seguir avanzando en todos los parámetros que nos permitan contar, no sólo con los mejores abordajes farmacológicos, sino también con los mejores procedimientos diagnósticos, quirúrgicos, radioterápicos e inmunológicos, así como con el mejor control de síntomas y apoyo psicológico de nuestros pacientes”.

Como indica García-Foncillas, la visión de futuro se está centrando en hacer partícipe a la sociedad de que “el cáncer es una enfermedad de todos y educar en valores de prevención, de protección e integración plena, de facilitar la vuelta a la rutina de nuestros pacientes que han superado una prueba tan dura. El tratamiento no puede acabar en el hospital, estamos inmersos en una sociedad y hay que extender nuestra labor más allá del entorno hospitalario”.

Además, el oncólogo asegura que sin dejar de avanzar en todos los aspectos de investigación, quieren dar a conocer a la sociedad para qué sirve la investigación. “No podemos seguir trabajando solo desde nuestros laboratorios ni desde nuestras unidades investigación clínica sin compartir con nuestra sociedad las inquietudes que nos mueven y que tan directamente les afecta. Nuestra investigación afecta a las personas, trabajamos para las personas que están enfermas y para aquellas que podrían estarlo: tenemos que conectar con las preocupaciones y temores de los ciudadanos”.

Twitter
Suplementos y Especiales