Las CAR-T muestran respuestas duraderas y miran a las combinaciones

Temas relacionados:
Herramientas
San Diego
|
03 dic 2018 - 10:15 h
|

Las terapias de células T con receptores de antígeno quimérico (CAR) han cambiado rápidamente el paradigma del tratamiento para muchas personas con varios tipos de cánceres de la sangre agresivos, en los que las opciones de tratamiento se han visto sumamente limitadas. Varios estudios presentados en la 60ª Reunión Anual y Exposición de la Sociedad Americana de Hematología (ASH) destacan la efectividad a largo plazo de estas terapias en algunos pacientes, y analizan cómo las terapias de combinación podrían afectar las respuestas al tratamiento. Además, estos trabajaos también han examinado si el trasplante después de las CAR-T, la terapia afecta a la tasa de remisión.

“Estas son terapias transformadoras y estamos viendo su creciente valor en términos de ofrecer a los pacientes que esencialmente se quedaron sin opciones una oportunidad de vivir”, aseguró el moderador de la conferencia de prensa, Joseph Alvarnas, MD of the City of Hope de California. “Al mismo tiempo, estamos identificando las limitaciones de estas terapias. Por ejemplo, las células CAR T pueden dejar de funcionar en algunos pacientes por varias razones, lo que ha llevado a los investigadores a preguntar qué terapias combinadas podrían usarse para extender los beneficios del tratamiento “.

En dos de los estudios, los análisis de seguimiento a más largo plazo de los ensayos ELIANA y JULIET demuestran aún más las respuestas sostenidas a las células T diseñadas para atacar la proteína CD-19, que se expresa con frecuencia en células de linfoma maligno. Otros dos estudios investigan la combinación de terapias de células CAR-T con tratamientos adicionales: el primero aprovecha un segundo agente oncológico, el ibrutinib, mientras que el otro analiza la adición de un inhibidor del punto de control, para determinar si su uso podría mejorar el efecto y la respuesta sostenida de CAR- T.

En el estudio final, los investigadores evalúan el efecto del trasplante de células madre en los resultados a largo plazo después de la terapia de células T CD19 CAR para pacientes pediátricos con leucemia linfocítica aguda.

En el análisis de seguimiento de 24 meses del estudio ELIANA demostró respuestas profundas y duraderas sin terapia posterior en una parte significativa de los pacientes en esta población. Entre los 79 pacientes evaluables, que fueron seguidos durante al menos tres meses o suspendidos antes, el 82 por ciento logró una respuesta completa (CR) o CR con recuperación incompleta del hemograma (CRi) dentro de los tres meses de la infusión; y entre estos pacientes que respondieron, el 98 por ciento tenía una enfermedad residual mínima negativa (ERM). La tasa de supervivencia libre de recaída fue del 62 por ciento a los 24 meses; y la mediana de la duración de la remisión (mDOR) y la mediana de la supervivencia general (mOS) no se alcanzaron, lo que significa que las respuestas son profundas y sostenidas, y refuerza aún más el potencial de Kymriah de ser una terapia definitiva para muchos pacientes.

En el análisis de 19 meses del estudio JULIET, Kymriah mostró una durabilidad prolongada de la respuesta en pacientes que habían recibido previamente varias rondas de quimioterapia y trasplantes de células madre no exitosos. La tasa de respuesta general (ORR) después de una mediana de 19 meses de seguimiento fue del 54 por ciento entre los pacientes que fueron seguidos por al menos 3 meses o discontinuado antes. No se alcanzó el mDOR en el momento del análisis, lo que indica que la mayoría de los respondedores todavía estaban experimentando una respuesta en el momento del análisis. Además, el 54 por ciento de los pacientes que habían alcanzado una RP se convirtió a CR.

Twitter
Suplementos y Especiales