Los expertos discuten qué cáncer metastásico se beneficia de la cirugía

El I Congreso Internacional MD Anderson sobre tumores gastrointestinales analiza el orden de las terapias
Herramientas
Madrid
|
01 dic 2017 - 12:52 h
|

El I Congreso Internacional MD Anderson sobre Oncología Gastrointestinal se ha centrado en el tratamiento del cáncer metastásico de páncreas, colon, recto, estómago, esófago e hígado.

“Hemos intentado centramos en aquellos puntos que generen controversias”, explicaba en rueda de prensa Santiago González-Moreno, director médico de MD Anderson Madrid.

Dada la especificidad de una enfermedad como el cáncer, muchas de las charlas y debates del congreso se han orientado a definir qué subgrupo concreto de pacientes se puede beneficiar de un tratamiento u otro o de recibir cirugía.

En cáncer de recto “si la quimioterapia y la radioterapia están teniendo una buena respuesta ¿por qué operamos al paciente si ya no tiene tumor? El problema es que no sabemos como identificar si el paciente necesita o no cirugía”, recalcó Miguel A. Rodríguez-Bigas, del departamento de Oncología Quirúrgica de MD Anderson Houston.

“Lo más importante es ver qué cáncer metastásico puede beneficiarse de la cirugía. Por ejemplo estamos viendo si podemos dejar de hacer esta intervención en el cáncer de recto”, añadía González-Moreno.

El modelo a seguir es el del cáncer de mama. “Antes se pensaba que la única opción terapéutica era la mastectomía y ahora se ha visto que no. En el cáncer de recto antes se extirpaba el recto, ahora se trata de preservar órganos”, puntualizó el especialista de Houston.

En cáncer de páncreas las tasas de supervivencia siguen sin superan el cinco por ciento después de cinco años. Así como el cáncer de colón y recto se puede prevenir con las colonoscopias “en cáncer de páncreas no tenemos una prueba de diagnóstico precoz y cuando empiezan los síntomas, la enfermedad ya está muy avanzada”, subrayó el director médico de la MD Anderson.

Aunque no existen avances significativos a nivel de terapias farmacológicas y la quimioterapia sigue siendo el tratamiento estándar en la mayoría de los casos, sí existen debates abiertos en torno a la secuencia de tratamientos. Uno de ellos, apuntó González-Moreno, es demostrar que, en los casos en los que el tumor es candidato a cirugía desde el principio, un tratamiento con quimioterapia y radioterapia previo podría ofrecer mejores resultados que la realización de una cirugía directamente. En los casos en que el tumor no puede ser extirpado por estar al borde de la resecabilidad o por temor a que quede enfermedad residual, sí se ha demostrado el papel clave de la quimioterapia neoadyuvante.

Trabajar en equipo

Otro de los aspectos relevantes que han destacado ambos organizadores es el carácter multidisciplinar del Congreso.

“Cada especialidad contribuye al tratamiento del paciente y, por eso, es muy importante discutir con otros profesionales cuáles son las mejores alternativas de tratamiento antes de tomar una decisión terapéutica”, explicaba Rodríguez-Bigas.

“El mensaje que queremos trasmitir es que el tratamiento del cáncer no es del oncólogo, ni de radiólogo ni del cirujano sino de un equipo multidisciplinar”, señalaba González-Moreno.

De ahí que, continuó el director, “tanto los ponentes como los organizadores de este congreso pertenezcan a diferentes especialidades, tales como oncología quirúrgica, oncología médica, oncología radioterápica, gastroenterología, radiología o anatomía patológica”. Una circunstancia que ambos doctores han aprovechado también para crear un tumor board al término de cada sesión en el que se discutieron casos clínicos complejos, tanto de Houston como de Madrid, desde un punto de vista multidisciplinar.

Jola Gore-Booth, presidenta de Europa Colon, ha participado para hablar de lo que esperan los pacientes de los profesionales sanitarios a la hora del tratamiento de un tumor.

Como señaló Rodríguez-Bigas, “muchas veces prescribimos un tratamiento sin pararnos a pensar en lo que piensa el paciente de esta terapia” y lo que tenemos que llevar a cabo es “una medicina centrada en el paciente porque no es un sujeto pasivo”.

“La atención al paciente es lo que guía nuestro trabajo y, por eso, pensamos que es importante mostrar nuestro interés en el bienestar del paciente y en su participación en todo el proceso de su enfermedad”, resaltó González-Moreno.

Charlas New Trends

El programa científico del congreso también se ha hecho eco de las últimas novedades que se han producido en los últimos años en tratamientos farmacológicos para los pacientes oncológicos con metástasis y/o alto riesgo de recidiva.

“Antes solo teníamos quimioterapia para tratar a estos pacientes y ahora, además de nuevos fármacos como los biológicos o la inmunoterapia, también tenemos nuevas vías de administración como la oral”, aclaró González-Moreno.

Gracias a estos avances, explica este experto, “determinados pacientes con cáncer de colon y metástasis en hígado o pulmón, por ejemplo, pueden ahora recibir un tratamiento compuesto de cirugía y quimioterapia con una intención curativa, algo que hace unos años era impensable”.

Unos pacientes a los que, en unos años, González-Moreno está seguro de que podrán unirse nuevos pacientes con otras patologías.

Los especialistas han recalcado que el objetivo aquí es, principalmente, preservar los órganos

La llegada de fármacos biológicos y la inmunoterapia ha permitido tratamientos oncológicos más eficaces

Twitter
Suplementos y Especiales