Una herramienta de realidad virtual vuelve más fácil y menos traumático el trasplante hepático en niños

El proyecto lleva el nombre de ‘Virtual Transplant Reality’ y está pensado para reducir la incertidumbre y proporcionar bienestar emocional a los niños y sus familias.
Herramientas
Madrid
|
27 sep 2018 - 13:56 h
|

Profesionales españoles han creado ‘Virtual Transplant Reality’, un proyecto pionero a nivel mundial que utiliza la realidad virtual para mejorar la calidad de vida y el bienestar psicoemocional de los niños que necesitan un trasplante hepático y de sus familias.

Cada año en España se realizan entre 80 y 100 trasplantes hepáticos en niños. El 80 por ciento de estos trasplantes tienen lugar en el primer año de vida o antes de que se hayan cumplido los siete años. El proceso puede generar estrés, miedo, ansiedad y otra serie de efectos nocivos, tanto en el enfermo como en su familia.

“En el caso de mi hijo, que fue trasplantado cuando tenía nueve meses de vida, los momentos más traumáticos fueron los ingresos en la UVI, cuando bajaba al quirófano, durante las curas o cuando le ponían una vía”, ha narrado la presidenta de la Asociación Española de Ayuda a Niños con Enfermedades Hepáticas y Trasplantados Hepáticos (HePa), Nana Gómez.

La incertidumbre ante lo que se van a enfrentar es otra de las complicaciones que abordan estos pacientes y sus familias, como ha señalado Andrea López, una joven de 22 años a la que le trasplantaron el hígado cuando tenía dos años. “Había momentos de shock porque no sabía dónde iba o qué me iban a hacer, por lo que me hubiera gustado que me hubiesen preparado previamente y me hubiesen distraído”.

Ante esta realidad surge la idea de crear ‘Virtual Transplant Reality’, impulsado por la psicóloga Erika Guijarro. Gracias a la realidad virtual se presentan escenarios y experiencias virtuales desde la perspectiva de la prevención, entrenando a los niños en aquellas situaciones potencialmente traumáticas para que sean capaces de controlar su estado de ánimo y, así, hacer innecesaria la administración de anestesia.

El proyecto está pensado para poder distraer a los más pequeños cuando son sometidos a pruebas que pueden ser dolorosas; y para concienciarles de la importancia de la adherencia a los tratamientos y al autocuidado al llegar a la adolescencia. Se ha demostrado que en esta etapa se pierde el 30 por ciento de los injertos porque el joven deja de seguir su tratamiento, abandona la medicación o comienza a beber alcohol.

Precisamente, va a ser esta última perspectiva la que se comience a utilizar una vez desarrollada la herramienta, en la cual van a participar de forma conjunta por el Instituto de Investigación del Hospital Universitario de La Paz de Madrid (IdiPAZ), la asociación HePa, el Centro Universitario de Tecnología y Arte Digital (U-tad) y la empresa Jump Into Reality.

“Queremos presentarle un mundo diferente al físico al que están acostumbrados, aislarle del hospital por unos momentos y, al mismo tiempo, educarle y concienciarle de todo el proceso que supone un trasplante hepático”, ha comentado la directora de los postgrados en Realidad Virtual, Aumentada y Mixta en el Centro Universitario U-tad, Laura Raya.

Pero, además, tal y como ha apostillado la CEO en Jump Into Reality, Linda Facchinetti, sirve de ayuda también al equipo clínico porque puede evitar muchas situaciones de estrés. “Iniciativas como esta cubren una laguna muy importante que hay en la atención psicosocial a estos enfermos”, ha añadido el jefe de servicio de Cirugía Pediátrica del Hospital La Paz de Madrid, Manuel López.

Los responsables de ‘Virtual Transplant Reality’ han informado de que, aunque se va a comenzar a probar, en seis o doce meses, en la Unidad de Trasplantes Pediátricos del hospital madrileño por ser el centro que más trasplantes pediátricos realiza en toda España, se espera que se pueda aplicar en los siete hospitales que realizan estos trasplantesa nivel nacional, así como en pacientes con otros trasplantes u otras enfermedades crónicas.

Twitter
Suplementos y Especiales