La segunda biopsia líquida ultrasensible en CCRm en el mundo se implanta en el HUFJD

Herramientas
|
19 jun 2015 - 16:00 h
|

Tras su implantación pionera a nivel mundial en el Hospital Vall d’Hebron de Barcelona en febrero de este año, la biopsia líquida ultrasensible BEAMing llega ahora al Hospital Universitario Fundación Jiménez Diaz (HUFJD). Con ella, será posible conocer en tiempo real la evolución del cáncer colorrectal metastásico (CCRm) ya que, como explica Jesús García-Foncillas, director del Departamento de Oncología del HUFJD, esta técnica permite “detectar con un nivel de menos del 0,01 por ciento la presencia de secuencias específicas de código genético tumoral”.

En concreto, este procedimiento permite determinar las mutaciones en RAS que existen en el ADN tumoral circulante en el cien por cien de los pacientes metastásicos a partir de una simple extracción de sangre. Con esto, no solo se evita realizar una intervención quirúrgica para extraer tejido tumoral y poder realizar una biopsia de ese tejido, sino que también se ahorra tiempo tanto en la elección del tratamiento como en la comprobación de si esa terapia está o no siendo efectiva para el paciente.

Así, los profesionales pasan de los entre dos y cuatro meses necesarios entre la realización de un TAC o una resonancia magnética para saber si un tratamiento está siendo eficaz a tener los resultados prácticamente en tiempo real, entre 10 y 14 días. “Nos anticipamos meses a la comprobación de que el tratamiento es eficaz”, enfatiza Foncillas, algo que posibilita un cambio rápido de tratamiento y, sobre todo, destaca, “evita que el paciente reciba terapias que prácticamente no le ofrecen ventajas”.

Esta biopsia está indicada solo en pacientes metastásicos, ya que el porcentaje de detección de RAS baja al 75 por ciento en pacientes con CCR localizado y, además, apunta Foncillas, “no se han demostrado beneficios por conocer el estado de RAS en pacientes con cáncer colorrectal en fases iniciales”.

En cuanto a su posible uso en otro tipo de tumores, este oncólogo señala que ya se hace en cáncer de pulmón y que se podría hacer en cáncer de mama, cáncer de páncreas y sarcoma del estroma gastrointestinal.”Y posiblemente, a partir de estos, vamos a ser capaces de hacerlo en muchos otros tumores”, augura.

Twitter
Suplementos y Especiales