Primaria, intensiva e interna reiteran su apoyo a la creación del ACE en urgencias

Herramientas
|
10 mar 2015 - 13:00 h
|

Las tres grandes sociedades de primaria (semFYC, SEMG y SEMERGEN), la de Medicina Interna (SEMI) y la de Medicina Intensiva, Crítica y Unidades Coronarias (SEMICyUC) se congratulan de que el informe de los Defensores del Pueblo sobre las urgencias hospitalarias en el sistema nacional de salud: derechos y garantías de los pacientes haya incluido sus propuestas. Tras el análisis del informe, las cinco sociedades desean comunicar que coinciden en que el Área de Capacitación Específica (ACE) es la mejor opción para la formación en Urgencias.

Aclaran que están de acuerdo con la mayoría de los puntos que el informe destaca en relación a la atención a los más vulnerables, la atención a la cronicidad, la saturación de los servicios de urgencias, la autonomía y el derecho a la información del paciente, la apreciación sobre medidas de calidad a instaurar, etc. Hacen especial hincapié en que su coincidencia plena a todo lo relativo al paciente crónico y al terminal, cuyas necesidades podrían atenderse en atención primaria.

No obstante, para un aspecto que consideran claramente prioritario, como es la forma de resolver la actual situación en los servicios de urgencias, insisten en que la ACE de Urgencias es la fórmula idónea para fomentar la formación, dada la diversidad de situaciones que afectan a este servicio.

Desde estas sociedades, se han elaborado distintas propuestas de trabajo con un denominador común: la defensa de la ACE de Urgencias tras una formación previa como especialistas bien en Medicina de Familia y Comunitaria, en Medicina Intensiva o en Medicina Interna. Afirman que esta opción permitirá cumplir sobradamente con el objetivo que define el informe Las urgencias hospitalarias en el sistema nacional de salud: derechos y garantías de los pacientes. En este informe se reclama una formación con un “itinerario docente más coherente y adecuado para un servicio de tal relevancia” y con “un desarrollo de un perfil investigador específico o la búsqueda de un mejor equilibrio en la adopción de decisiones en el ámbito hospitalario”.

En este sentido, muestran su convencimiento de que la formación necesaria para poder responder de forma eficiente a la situación actual de las urgencias hospitalarias debe estar sustentada en una base de conocimientos médicos muy amplia, como la que proporcionan las especialidades más transversales, que son la Medicina de Familia y Comunitaria, la Medicina Interna y la Medicina Intensiva. Consideran clave que en este grupo de especialistas caben consultas por cualquier problema de salud, cada vez más por patologías crónicas, y no solo por las situaciones urgentes. Una formación básica transversal que ven complementaria con la que proporciona la ACE, ya más específica de las patologías más graves y que necesitan una atención más inmediata.

Las cinco sociedades recuerdan que dotar al primer nivel asistencial de más recursos lo haría más resolutivo y evitaría muchas consultas innecesarias en Urgencias. Opinan que el Sistema Nacional de Salud debe centrarse en la Atención Primaria y ven indispensable la potenciación de los centros de salud en el momento actual. Desean, por último, constatar la calidad y excelencia de nuestro Sistema Nacional de Salud incluidas las urgencias, así como el programa de formación MIR de médicos residentes. Un sistema que, aunque susceptible de mejora, es uno de los servicios más apreciados por los ciudadanos.

Twitter
Suplementos y Especiales