Herramientas
|
17 feb 2017 - 08:00 h
|

Existe la creencia en la sociedad de que los medios de comunicación solo se hacen eco de las informaciones negativas. En estas líneas hemos llamado más de una vez la atención de la escasa cultura de evaluación en el sistema sanitario o la falta de coordinación entre las comunidades autónomas y el Ministerio de Sanidad.

En más de una ocasión, expertos en economía de la salud han lamentado la falta de compromiso de los gobiernos regionales con la evaluación de la asistencia sanitaria ante el miedo a la comparación con el vecino.

A pesar de esta realidad, existen experiencias positivas sobre las que hay que llamar la atención para que sirvan de guía en otras parcelas del Sistema Nacional de Salud. Se trata de la estrategia contra las infecciones relacionadas con la asistencia sanitaria (IRAS), los denominados proyectos Zero implantados por las comunidades autónomas. Es cierto que no todas se han implicado de la misma manera, pero regiones como Comunidad de Madrid, Comunidad Valenciana o Cataluña están realizando un importante esfuerzos para reducir este tipo de infecciones.

La estrategia no ha terminado de implantarse. Su fase de desarrollo deberá finalizar antes de que termine 2018, pero ya se han cosechado los primeros resultados y son más que positivos.

Por ejemplo en el primero de los proyectos que se puso en marcha, Bacteriemia Zero, que incluía el control y la vigilancia de los catéteres venosos centrales. Cuando se puso en marcha el número de episodios ascendía a seis de cada 1.000 vías. En la actualidad la cifra se ha reducido a tres.

Una evolución parecida se ha producido en Neumonía Zero. En el momento de su puesta en marcha, se producían entre 11 y 12 episodios por cada 1.000 vías. La cifra actual se encuentra por debajo de seis. Los resultados en resistencias también han sido positivos. En este caso el proyecto se enmarca dentro de una estrategia global con organismos internacionales y se ha conseguido reducir el número de casos en un 20 por ciento.

La lucha contra las IRAS es un ejemplo de los beneficios que supone para el sistema y especialmente para los pacientes la evaluación.

Es cierto que no todas se han implicado igual. Madrid, Valencia y Cataluña han destacado

Twitter
Suplementos y Especiales