Bengoa y García Vargas recetan menos facultades de medicina y más enfermería

Ambos ex dirigentes señalan que el SNS tiene un “problema de insostenibilidad interna”
Herramientas
Madrid
|
08 feb 2019 - 14:15 h
|

“El coste electoral de algunas medidas que se deben tomar es un freno”. Con este mensaje se presentaron el ex ministro Julián García Vargas y el ex consejero de Sanidad de País Vasco, Rafael Bengoa en un coloquio sobre políticas de salud y buen gobierno que acogió la Fundación de Cajas de Ahorro. Ambos ex dirigentes debatieron sobre un sinfín de medidas que deberían aplicarse para que el Sistema Nacional de Salud siguiera siendo de calidad y sostenible. Una de las más llamativas fue la solicitud del cierre de facultades de medicina y la apertura de centros de enfermería. “Hay que cerrar porque somos el segundo país del mundo en número de facultades de enfermería y sin embargo hay 1,4 enfermeras por médico cuando en Europa la media es del 2,8. Debemos potenciar la enfermería comunitaria”, coincidieron ambos.

Consejo Interterritorial
Ambos ex dirigentes coinciden en que el Consejo Interterritorial no cumple con sus objetivos

Más allá de este problema de base, los ex dirigentes también abogaron por cambiar el modelo retributivo, si bien aseguraron que es difícil porque el sistema funcionarial no permite pagar en función de los resultados. “Eliminar la productividad fija e incrementar según la gestión que se realice. Al tiempo, habría que estimular con carrera profesional y productividad ligada a los resultados”, resumió García Vargas. Por su parte, Bengoa dijo que para que los clínicos tomaran conciencia de esto se debería devolver cierto control de la gestión. “Si se codiseña en los hospitales, los clínicos se suben a la lógica de la gestión”, afirmó.

Más allá de los cambios en el ámbito profesional, Bengoa y García Vargas fueron muy críticos con el funcionamiento del Consejo Interterritorial, órgano que debería ser vital en un sistema de competencias cedidas a las comunidades autónomas en materia sanitaria. “No es el lugar idóneo para adoptar los avances que se producen porque es un sitio donde se compite ideológicamente en lugar de compartir conocimientos... Hay que abrir otro espacio”, dijo Bengoa ante la atenta mirada del secretario general de Sanidad, Faustino Blanco, quien estaba presente en el coloquio. Ese nuevo organismo puede ser una Agencia Nacional de Calidad o una universidad con credibilidad que garantice la independencia. Esto permitiría tener al ministerio una foto de los resultados que se consiguen en el Sistema Nacional de Salud pero para ello necesita la colaboración de las comunidades en la cesión de sus propios datos y registros, aspecto que creen inviable los protagonistas.

Copagos
Bengoa apuesta por invertir en políticas de prevención más que en desarrollar nuevos copagos

Pero, ¿por qué esa negativa u opacidad a compartir los resultados de gestión clínica para encontrar soluciones más eficientes? Bengoa señaló que la falta de transparencia permite, a la hora de pactar presupuestos, negociar mejor que con los datos encima de la mesa.

Otro de los aspectos que abordaron ambos ex dirigentes fue el de la accesibilidad del sistema sanitario. García Vargas señaló que España es de los países con menos copagos asociados mientras que Bengoa señaló que era una buena noticia haber limitado el copago farmacéutico impuesto por el Real Decreto 16/2012. “El copago sale caro porque en muchas ocasiones acaba en hospitalizaciones porque el paciente deja de tomar su medicación”, dijo. Ante esta realidad, el político vasco abogó por invertir en estrategias de prevención y promoción de la salud.

<p>Bengoa y García Vargas recetan menos facultades de medicina y más enfermería</p>
Twitter
Suplementos y Especiales