La SEFH asegura que los medicamentos de diagnóstico hospitalario sin cupón precinto están “donde tienen que estar”

Presentación del informe de ‘El valor de la farmacia hospitalaria. Documento de información y posicionamiento’
Herramientas
Madrid
|
08 mar 2017 - 16:00 h
|

La Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria (SEFH) ha publicado el informe ‘El valor de la farmacia hospitalaria. Documento de información y posicionamiento’ en el que, entre otros asuntos, asegura que los medicamentos de diagnóstico hospitalario sin cupón precinto, comúnmente conocidos como fármacos de diagnóstico hospitalario de dispensación hospitalaria, están “donde tienen que estar”.

Actualmente, hay disponibles 313 fármacos de este tipo, 120 marcas comerciales y 78 principios activos. El 60 por ciento de la actividad farmacológica de estos medicamentos se corresponden a quimioterapias, el 16 por ciento a inmunosupresores y el 10 por ciento a antivirales, por lo que la SEFH ha rechazado que puedan ser dispensados en las oficinas de farmacia comunitaria.

En este sentido, la organización ha aludido a un estudio realizado por Cofares en la Comunidad de Madrid, y cuyos datos se han extrapolado al resto de España, en el que se mostraba que la vuelta de estos fármacos a las farmacias comunitarias supondría un incremento de coste de más de 500 millones de euros anuales en toda España, por el aumento en el precio de adquisición para el Sistema Nacional de Salud (SNS).

“El actual sistema de dispensación de los medicamentos de diagnóstico hospitalario sin cupón precinto desde los servicios de Farmacia Hospitalaria, además de ser el sistema legislado actualmente, es el más conveniente para el paciente y el más eficiente para el SNS. Por tanto, tal y como ha insistido el miembro de la junta de la SEFH, Javier García, durante la presentación del documento, estos fármacos “están donde tienen que estar”.

Por otra parte, la SEFH ha recordado que para realizar una adecuada gestión farmacoterapéutica del tratamiento, así como una correcta validación del mismo, es necesario acceder a la historia clínica del paciente y, al mismo tiempo, estar en contacto con los médicos especialistas, algo que sólo pueden realizar los farmacéuticos hospitalarios.

No obstante, el presidente de la SEFH, Miguel Ángel Calleja, ha reconocido estar a favor de que los farmacéuticos comunitarios puedan acceder a la historia clínica de los pacientes para mejorar la atención farmacéutica prestada, si bien ha advertido de que actualmente no están en contacto con los médicos especialistas que atienden a los enfermos.

“Sin este acceso a la historia clínica no es viable realizar una adecuada gestión farmacoterapéutica del tratamiento, ni una validación del mismo. Y tampoco es factible asumir la responsabilidad inherente a cualquier aspecto relacionado con el tratamiento que se derive de acceder y participar en la historia clínica del paciente”, ha sentenciado la SEFH en el informe.

Al mismo tiempo, la organización ha puesto en valor el trabajo que realiza el colectivo en la adherencia al tratamiento, señalado que la atención farmacéutica especializada provista en sus servicios genera un cumplimiento del tratamiento superior, al menos en un 25 por ciento, al que se consigue desde las farmacias comunitarias.

Además, en el informe la SEFH ha recordado que aunque las oficinas de farmacia comunitaria tienen el valor añadido de la cercanía con los pacientes, las hospitalarias son más “coste-efectivas”.

Twitter
Suplementos y Especiales