Nueva línea de investigación en neuroblastoma con ‘Natural Killer’

CRIS lanza un nuevo proyecto basado en inmunoterapia para desarrollar un ensayo clínico de fase I/II
Herramientas
Madrid
|
01 mar 2019 - 13:40 h
|

Con motivo del Día Mundial de las Enfermedades Raras, CRIS Contra El Cáncer ha presentado un nuevo proyecto de investigación en neuroblastoma bastado en inmunoterpia con células Natural Killer (NK).

‘Inmunoterapia en neuroblastoma pediátrico: tratamiento dirigido a las células tumorales indicadoras de la metástasis’, se desarrollará en la Unidad CRIS de Investigación y Terapias Avanzadas en cáncer infantil del Hospital de la Paz de Madrid.

El trabajo liderado por Antonio Pérez Martínez, Jefe de Servicio de Hemato-Oncología Pediátrica y Trasplante Hematopoyético, pretende estudiar en el laboratorio una técnica que combina el bloqueo de la movilidad de las células de neuroblastoma metastásico con inmunoterapia con NK para acabar con el tumor. La meta final es desarrollar un ensayo clínico de fase I/II en la propia Unidad.

El neuroblastoma aparece en niños menores de cinco años a partir células nerviosas inmaduras que se encuentran en varias áreas del cuerpo. Normalmente, el neuroblastoma puede aparecer en las glándulas suprarrenales y zonas próximas a la medula espinal.

Además, tiende a diseminarse y extenderse a los huesos, la médula ósea, el hígado y otras zonas. Ante la aparición de metástasis sobreviven menos del 30 por ciento de los niños que padecen este tipo de cáncer.

Receptor CXCR4

Según las últimas investigaciones, el neuroblastoma metastásico suele tener altos niveles de un receptor llamado CXCR4, que, al tenerlo elevado, indica a las células que se mueva y por tanto se disemine.

Recientemente se ha descubierto que un tipo de anticuerpo específico bloquea la señal impidiendo que se mueva y, por tanto, la metástasis.

El nuevo proyecto estudiará este bloqueo, combinado con inmunoterapia a través de células Natural Killer, especializadas en encontrar y destruir cualquier célula anormal o tumoral.

Esta inmunoterapia consiste en extraer células NK del paciente o de donantes apropiados, multiplicarlas y activarlas, y volverlas a infundir al paciente. Este tipo de tratamientos han mostrado un excelente perfil de seguridad y efectividad.

El neuroblastoma representa el nueve por ciento de todos los casos de cáncer infantil.

Twitter
Suplementos y Especiales