Comunidad Valenciana descarta nuevos algoritmos sin consenso

La Sociedad Valenciana de Reumatología solicita en un documento que se suspenda este sistema de prescripción
Herramientas
|
17 oct 2014 - 16:00 h
|

La Comunidad Valenciana no aprobará nuevos algoritmos de decisión terapéutica mientras no haya consenso con los profesionales sanitarios. Con esta medida, la Consejería de Sanidad confirma la línea marcada el pasado julio cuando dio luz verde a los documentos para el uso de pregabalina, antidepresivos y antipsicóticos, bajo el beneplácito de las sociedades de Neurología y Psiquiatría.

Hasta ese momento, el departamento que dirige Manuel Llombart había aprobado las pautas para el tratamiento de dislipemia, patologías digestivas y artrosis sin alcanzar consensos con las sociedades científicas. Quedan por tanto a la espera de posibles acuerdos los algoritmos para osteoporosis, respiratorio, hipertensión y extractos hiposensibilizantes, previstos también en los planes de la Dirección General de Farmacia y Productos Sanitarios para racionalizar el gasto en medicamentos.

Precisamente esos tres primeros algoritmos —dislipemia, patologías digestivas y artrosis— habían levantado polémica entre los profesionales, que reclamaron su retirada por presentar trabas a la libertad de prescripción. Colegios profesionales y sindicatos mantienen en la actualidad esta exigencia, aunque reconocen que desde que se aprobó el documento para dislipemia en junio de 2013 se han producido cambios y su uso se ha suavizado.

La presidenta del Colegio de Médicos de Valencia, Mercedes Hurtado, ya trasladó a Llombart en su primera reunión la oposición de los profesionales valencianos a los algoritmos. Fuentes del colegio subrayan que ya han percibido en los últimos meses una flexibilización de los mismos.

El sindicato CSI-F coincide con este punto de vista. “Resulta más sencillo bordearlos y ofrecen más vías de escape para el médico”, señalan fuentes de la organización sindical que han advertido un punto de inflexión desde el pasado mes de junio. CESM también ha solicitado su suspensión. “El médico tiene libertad de prescribir”, pero lamentan que la retribución variable dependa del seguimiento que el profesional realice de este sistema.

Artrosis y uso de los sysadoa

Una de las últimas instituciones en posicionarse contra su utilización es la Sociedad Valenciana de Reumatología (SVR). En un documento firmado a principios del pasado septiembre, la organización recomienda la “retirada de los algoritmos terapéuticos del sistema de prescripción informático de esta consejería, o al menos, modificación de la implementación actual, que es claramente obstructiva y provoca grandes dificultades para la libre prescripción del médico, por motivos evidentemente economicistas”.

La SVR se ha visto afectada por las pautas establecidas para el tratamiento de la artrosis. En el documento de la Consejería de Sanidad los sysadoa —fármacos sintomáticos de acción lenta para el tratamiento de la artrosis— se encuentran en el cuarto nivel. El presidente de esta sociedad, Miguel Ángel Belmonte, considera que sería recomendable que se situaran en el segundo nivel de prescripción: “No es imposible, pero resulta farragoso llegar hasta estos medicamentos”. Diferentes instituciones ya han hecho llegar a Sanidad la necesidad de facilitar el uso de estos fármacos. “Se ha producido alguna reunión en la consejería en este sentido y ha podido tener algún efecto, pero no tenemos aún información oficial”, añade Belmonte.

e-planning ad
Twitter
Suplementos y Especiales