Darpón critica los “intentos de recentralización” del Ejecutivo central

Herramientas
|
11 abr 2016 - 15:00 h
|

El consejero de Salud del Gobierno vasco, Jon Darpón, ha criticado los “intentos de recentralización” llevados a cabo por el Ejecutivo central en la presente legislatura, “amparándose en la crisis económica”, frente a los que su Departamento ha tenido que defenderse “con rigor y tenacidad”.

Darpón ha participado este lunes en un desayuno informativo de Tribuna Forum Europa, donde ha sido presentado por el alcalde de Bilbao, Juan Mari Aburto, quien lo ha calificado de “servidor público vocacional” y del que ha valorado su “gran capacidad de gestión”.

Al acto han asistido además numerosos consejeros del Gobierno vasco como Josu Erkoreka, Estefanía Beltrán de Heredia o Angel Toña, el diputado general de Bizkaia, Unai Rementeria, el presidente del TSJPV, Juan Luis Ibarra, la presidenta del EBB del PNV, Itxaso Atutxa, o el rector de la UPV/EHU, Iñaki Goirizelaia, entre otros.

Tras defender que el sistema sanitario público es una de las “principales herramientas de cohesión social”, el titular de Salud ha incidido en que la política de salud es una de las prioridades del Ejecutivo autonómico.

En esta línea, ha valorado que Osakidetza sea uno de los servicios públicos “más valorados y con mayor prestigio” y que Euskadi lidere la inversión pública en salud per cápita del Estado con 1.572 euros por persona.

En su intervención, ha destacado además que en el presente legislatura se haya tenido que defender “con rigor y tenacidad” las competencias sanitarias frente a un “intento de recentralización amparado en la crisis económica” llevado a cabo por parte del Ejecutivo central.

En este sentido, ha criticado que se haya intentado “imponer el modelo de desatención a inmigrantes”, incrementar el copago, o las tasas de reposición en la política de personal, entre otras.

“Una de nuestros principios es la universalidad, atender a todas las personas que viven en Euskadi. No pretendemos solucionar la salud del mundo, pero la sociedad vasca no admitiría que se dejara a alguien enfermar, empeorar o morir sin atención sanitaria”, ha indicado, para añadir que la salud es un derecho humano, no una “consecuencia del trabajo o de la afiliación a la Seguridad Social”.

Por todo ello, ha valorado que se hayan sorteado los “obstáculos jurídicos” para poder atender a inmigrantes, la puesta en marcha de ayudas para compensar el copago farmacéutico o el hecho de contar con uno de los calendario vacunales “más completos de Europa”.

También ha destacado los programas de prevención de cáncer de colón y mama implantados en el País Vasco y ha incidido en que gracias a ellos el 90 por ciento de los tumores diagnosticados se tratan en una fase precoz.

No obstante, ha reconocido que Euskadi es una de las poblaciones más longevas del mundo, ya que las personas de más de 65 años representan el 21 por ciento de la población, tendencia “que continuará progresando” en los próximos años.

“Esto, que es un éxito social, tiene consecuencias para el sistema de salud y los servicios sociales por el incremento de la dependencia y las enfermedades crónicas”, ha advertido.

También se ha referido a las listas de espera, que ha considerado presentan unos tiempos de atención “con demoras razonables” y ha destacado el incremento de la actividad quirúrgica.

Por otro lado, ha subrayado la “seguridad clínica” que otorga la receta electrónica y el hecho de que se hayan dispensado más de 65 millones desde su implantación, a finales de 2013.

En su intervención, también ha valorado la apuesta del Departamento por la renovación tecnológica y los nuevos centros de salud abiertos en la presente legislatura. En este sentido, ha anunciado que el nuevo hospital de Urduliz (Bizkaia), con una inversión de 60 millones, se prevé esté inaugurado a finales de este semestre.

Asimismo, ha manifestado que sus costes de mantenimiento rondarán los 40 millones y generarán 500 puestos de trabajo, por lo que ha lamentado que haya quien se preocupe por el hecho de que “quien limpie o no vaya a ser un funcionario público”.

En referencia a la instalación de desfibriladores en espacios públicos, ha afirmado que en la actualidad hay un total de 1.044 implantados y ha anunciado que en dos meses se contará con una APP que informará a la ciudadanía de dónde se encuentra el desfibrilador público más cercano y cómo utilizarlo.

e-planning ad
Twitter
Suplementos y Especiales