Herramientas
|
26 mar 2015 - 10:00 h
|

La Comisión de Sanidad del Congreso ha rechazado, únicamente con los votos en contra del PP, una proposición no de Ley para que el Gobierno dote al Plan Nacional de la Hepatitis C de un fondo presupuestario específico que ayude a las comunidades autónomas a pagar los tratamientos de última generación contra esta enfermedad, así como todos los fármacos innovadores que se aprueben en España.

La iniciativa, que fue presentada por la diputada del BNG Rosana Pérez aunque posteriormente ha contado con una enmienda de CiU para precisar esta cuestión, ha recibido el respaldo de todos los grupos de la oposición, ante su preocupación por que el Plan que ha diseñado el Ministerio de Sanidad no se cumpla en la práctica.

“El plan propone atender a los pacientes con fibrosis de grado F2, F3 y F4, pero en realidad no se está llevando a cabo”, ha criticado la diputada gallega, que ha exigido al Ejecutivo dotar al plan de la financiación necesaria para “detener la política especulativa de las farmacéuticas”.

También ha reclamado esta financiación específica la diputada de CiU Conxita Tarruella, para que el Gobierno ayude a las comunidades a hacer frente la incorporación de estos medicamentos ya que, al final, “son ellas las que tienen que pagar”.

Además, CiU ha reclamado que todas las innovaciones que se incorporen en la Cartera de Servicios del Sistema Nacional de Salud (SNS) cuenten con una línea de financiación.

La enmienda también exigía al Gobierno iniciar los trámites para emitir licencias obligatorias para fabricar una de estas moléculas, el sofosbuvir, comercializado como ‘Sovaldi’, partiendo del artículo 90 de la Ley de Patentes.

Por su parte, el portavoz socialista, José Martínez Olmos, cree que no basta con que el Gobierno se haya comprometido a ayudar a las comunidades a pagar estos medicamentos con un préstamo a tres años, y denuncia que siga sin hacerse público el precio real que pagarán por estos medicamentos.

Asimismo, asegura que el Plan tiene otras “carencias” ya que no ha incorporado a los profesionales de Atención Primaria y de epidemiología, claves para la prevención y detección precoz de la enfermedad.

Ante estas críticas, la diputada ‘popular’ Teresa Angulo ha lamentado el “mensaje negativo” de los grupos cuando el Gobierno “ha dado la mejor de las soluciones posibles en un tiempo récord”. “Nadie antes había hecho nada así”, ha defendido.

Además, ha negado que las comunidades vayan a tener problemas para a tender a los pacientes ni para pagar los medicamentos. “No hace falta un fondo específico”, ha rechazado.

Por otro lado, la Comisión ha dado luz verde a una proposición no de Ley del PP para pedir al Gobierno que actualice la Estrategia en Salud Mental del Sistema Nacional de Salud partiendo de la evaluación del cumplimiento de la propia estrategia entre 2009 y 2013.

Además, pide diseñar y desarrollar, en coordinación con las comunidades autónomas, los colegios profesionales, las sociedades científicas y las asociaciones de afectados, las medidas necesarias para promover un abordaje sociosanitario integral de las patologías mentales.

Y en otra iniciativa, también aprobada este miércoles, se pide al Ejecutivo impulsar el comité de seguimiento y evaluación de la Estrategia Nacional para el abordaje de las enfermedades raras, con el objetivo de mejorar la atención integral de estas patologías.

“Todos los acuerdos que podamos adoptar siempre redundarán en beneficio de los pacientes, que son a los que nos debemos en última instancia”, ha defendido la diputada del PP María Jesús Susinos.

Twitter
Suplementos y Especiales