El ‘impasse’ de la negociación colectiva deja asuntos en el olvido

Los grupos de trabajo del Ámbito de Negociación están suspendidos
Herramientas
|
13 may 2016 - 16:00 h
|

Desde octubre de 2015 el ministerio de Sanidad no se ha vuelto a sentar con los sindicatos que componen el Ámbito de Negociación. A pesar de las inistencias de los últimos meses para retomar los asuntos pendientes, Sanidad alude a la falta de Gobierno, aunque está en funciones, para reactivar la negociación colectiva.

Con este panorama se despide la que hasta ahora era la secretaria Federal de Salud, Sociosanitario y Dependencia de UGT, Pilar Navarro, vinculada al sindicato desde hace 18 años, dejando paso a Gracia Álvarez como nueva responsable. La semana pasada, la Federación celebró su Congreso Constituyente que culminó con la fusión de la FSP y de la Federación de Enseñanza y se dio a conocer este cambio en la junta directiva.

El balance que hace Navarro es claro. Se ha conseguido mucho, por parte de las organizaciones, pero hay que seguir trabajando. Sin embargo, la falta de voluntad política y de planificación por parte del ministerio ha caracterizado los últimos años.

En materia sanitaria, el futuro es incierto, ya que como reconoce Navarro “poco se podrá hacer” de momento hasta que no haya nuevo gobierno. Quedan asuntos todavía pendientes que inquietan cada vez más a las organizaciones y a los propios profesionales.

Echando la vista atrás —lleva desde 2002 como responsable— reconoce que esta última etapa ha supuesto el peor momento para la negociación colectiva, y los profesionales tienen mucho que recuperar.

Decretos en el Supremo

Lo más inmediato a su juicio, es solucionar “los flecos” del decreto de prescripción enfermera, que por cierto, está en los tribunales. Considera que la normativa añade incertidumbre al colectivo enfermero y le deja en una situación de indefensión. Además, todavía está por ver cómo se resuelve la creación de los protocolos y las guías bajo las que se tienen que regir estos profesionales.

Uno de los logros que consiguieron las organizaciones en el marco de la mesa colectiva fue la creación de los grupos de trabajo del Observatorio del SNS sobre retribuciones, gestión clínica, jornada laboral y las cualificaciones de los profesionales.

Casi año y medio después de su constitución los grupos están suspendidos. Hasta el momento, “el ministerio no ha facilitado la información que solicitamos para poder comenzar a trabajar”. Pero la cuestión, como asegura, es que Sanidad no ha tenido acceso a los datos básicos sobre el volumen de las plantillas o su distribución, algo que debe ser facilitado por parte de las comunidades autónomas.

En materia de gestión clínica, los sindicatos solicitaron al ministerio un registro de todas las unidades del SNS para conocer el funcionamiento y estructura, pero “siguen esperando”.

En este sentido, Navarro recuerda que si por algo se han caracterizado estos últimos años ha sido por las visitas a los tribunales y al Defensor del Pueblo que han hecho. “El decreto de troncalidad y las áreas de capacitación específica (ACEs) continúan en el Supremo”.

Recientemente también elevaron al órgano judicial los foros profesionales entre médicos y enfermeros.

Las organizaciones siempre han acusado al ministerio de anteponer a estos órganos a los propios sindicatos. No sólo eso, sino que “han vulnerado la negociación colectiva”, acordando asuntos que competen a las centrales en materia de empleo y salarios. Mientras que el Ámbito de Negociación ha estado paralizado y sin diálogo en ninguna cuestión.

Los recursos judiciales que UGT, junto con CC.OO. y CSI-F, presentaron contra el Foro de la Profesión Médica y la Mesa Estatal de Enfermería fueron rechazados en varias ocasiones por el Defensor del Pueblo y por el Supremo, pero hace unas semanas los sindicatos decidieron intentarlo en el Tribunal Constitucional,

Por su parte, la normativa que establece la homologación de baremos también sigue pendiente. A finales de año el ministerio dio luz verde al borrador, y quedó pendiente de revisión por parte de las comunidades autónomas, asociaciones y colegios profesionales.

Plantillas

En materia de recursos humanos a Navarro le preocupa que la situación no se estabilice. A pesar del “ruido” que han hecho algunas comunidades con la publicación de las ofertas público de empleo (OPE), la sindicalista defiende que no son suficientes. “Entre 2009 y 2010 no se publicó ninguna convocatoria, por lo que las de ahora no darán cobertura a las necesidades del SNS”.

En este sentido, advierte de que las jubilaciones se están amortizando y no hay reposición de profesionales, “una situación que está afianzando la precariedad”.

Desde que comenzó la crisis económica se han adoptado medidas en materia laboral y financiera que no han favorecido al sistema sanitario. “Los salarios se han reducido y las plantillas sanitarias también”. Según calcula el sindicato se han expulsado a más de 30.000 profesionales del sistema público. Una cifra nada desdeñable que a su juicio es el camino por el que hay que comenzar a trabajar.

Twitter
Suplementos y Especiales