CANTABRIA/ Valdecilla tendrá una Unidad de Ensayos Clínicos plenamente operativa en 2013

Instalaciones que permitirán el retorno económico colaborando con la industria

Podrá ser utilizada por profesionales de otros hospitales o empresas farmacéuticas
Herramientas
|
26 oct 2012 - 19:00 h
|

El Hospital Universitario Marqués de Valdecilla (HUMV) de Cantabria se incorporará al grupo “selecto” de los hospitales del norte de nuestro país que pueden poner en marcha ensayos clínicos en su primera fase —en la actualidad sólo se realizan en centros del País Vasco y Navarra—, gracias a una nueva unidad situada en la segunda planta del Pabellón 15 que funcionará a pleno rendimiento en primavera de 2013 gracias a la inversión conjunta de 600.000 euros que el Gobierno regional y Farmaindustria han aportado a partes iguales.

De esta forma, Valdecilla contribuirá al avance del conocimiento en un entorno “altamente seguro y fiable”, con investigaciones de aplicación en pacientes con cáncer, enfermedades reumáticas altamente invalidantes que no hayan respondido al tratamiento y enfermedades hematológicas de mal pronóstico, entre otras patologías, según destacó el presidente de Cantabria, Ignacio Diego, durante la inauguración de la unidad.

Aunque actualmente ya se realizan en este hospital más de 70 ensayos clínicos cada año de fases más avanzadas, la nueva unidad
—que contará con tres salas de hospitalización, una zona de control de pacientes, consulta médica para entrevistas, archivo, laboratorio para el procesamiento de las muestras, una sala de reuniones y otra de descanso—, estará adscrita al Servicio de Farmacología Clínica, que será el encargado de la coordinación operativa, mientras que la coordinación científica y la gestión correrá a cargo del Instituto para la Formación e Investigación del centro (Ifimav), cuyas instalaciones estarán a disposición tanto de investigadores del HUMV como de otros profesionales ajenos a éste que requieran sus servicios.

Con la mirada puesta en el nuevo modelo productivo de colaboración público-privada que el Ejecutivo cántabro está poniendo en marcha a través de InverCantabria, Diego aseguró que permitirá un retorno económico derivado de la colaboración con aquellas empresas farmacéuticas que quieran utilizar sus instalaciones con la idea de convertir la sanidad y la biomedicina no solo en un servicio público “excelente”, sino en un “motor de desarrollo” regional generador de economía y puestos de trabajo.

Por su parte, el director de Relaciones con las Comunidades Autónomas de Farmaindustria, José Ramón Luis-Yagüe, incidió en que la puesta en marcha de esta unidad es una muestra de “confianza, ilusión y colaboración” entre el Gobierno regional y la patronal y en que contribuirá a que la investigación cántabra, que tiene “mucha capacidad de mejora”, ocupe en el futuro “el lugar que le corresponde”.

Twitter
Suplementos y Especiales