Herramientas
|
28 mar 2014 - 16:00 h
|

El Real Decreto que regula el Sistema de Precios de Referencia (SPR) ha dado un nuevo impulso a la transparencia sobre el consumo farmacéutico hospitalario. No está previsto que aplicar esta pata del decreto suponga un aumento del gasto, ya que el coste de preparar los equipos y aplicaciones informáticas y gestionarlos (estimado en unos 200.000 euros) se llevará a cabo con los recursos humanos disponibles en la actualidad. La Sociedad Española de Farmacia Hospitalaria lleva tiempo reclamando transparencia al ministerio en torno a estos datos. Su presidente, José Luis Poveda, se muestra sorprendido de que aún no se haya conseguido, sobre todo porque este no es el primer intento legislativo en este sentido. Ya en el Real Decreto-ley 16/2012 aparecía la necesidad de disponer de esta información, un indicador que según Poveda permitirá saber con exactitud qué se está utilizando en los hospitales españoles y garantizar por tanto la cohesión del sistema.

Por otra parte, el último gran cambio que el RD que regula SPR de los medicamentos ha sufrido desde que fue enviado al Consejo de Estado y hasta que fue publicado en el BOE ha sido mal recibido, a partes iguales, con críticas y alabanzas por el sector farmacéutico. Los agentes reconocen que es mejor disponer de un umbral mínimo fijo que depender de un sistema variable de porcentajes sobre el gasto medio por receta. No obstante, censuran al ministerio de Sanidad por el impacto que tendrá el nuevo umbral.

Las alegaciones que la Asociación Española de Medicamentos Genéricos (Aeseg) presentó al proyecto insistían en el umbral para que en ningún caso fuera inferior a 2 euros. La decisión de Sanidad de bajarlo a 1,6 es un primer mazazo a los agentes, algunos de los cuales creen que podría generar desabastecimientos. Desde el sector de los genéricos aseguran que el ministerio podría estar valorando el impacto de este cambio en 7 millones de euros. Para algunas de las compañías de este mercado, este impacto en realidad será mucho mayor.

Pero el umbral reserva otro golpe al sector. Pese a alegrarse de la desaparición de lo que consideraba “la parte más perniciosa” (el sistema de porcentajes), La Federación Empresarial de Farmacéuticos Españoles (FEFE) alerta de que la decisión del ministerio incluye una “trampa”: que este umbral tampoco es fijo, ya que depende de la existencia de precios menores en cualquier país, ya no de la Unión Europea, sino de la zona euro. “Es decir, que si en Estonia se vende más barato se aplicaría ese precio”, afirma Fernando Redondo, presidente de la patronal, que también tiene dudas sobre cómo se podrá poner en práctica esta decisión. En la misma línea, Farmaindustria destaca favorablemente los criterios moderadores establecidos —el umbral de 1,60 euros y los precios ponderados— para evitar bajadas “que puedan hacer inviable la comercialización de determinadas presentaciones”, aunque también recuerda que “estos criterios no se aplicarán cuando esa misma presentación se comercialice en otro Estado”.

El Real Decreto que regula el Sistema de Precios de Referencia (SPR) ha dado un nuevo impulso a la transparencia sobre el consumo farmacéutico hospitalario.

Twitter
Suplementos y Especiales