La separación de Ciencia y Universidades preocupa a científicos y académicos

Varias entidades aseguran que esta separación se traducirá “décadas de estancamiento” para la investigación
Herramientas
Madrid
|
10 ene 2020 - 08:00 h
|

La división del Ministerio de Ciencias, Innovación y Universidades planteada por el nuevo Gobierno de Pedro Sánchez ha levantado ampollas en la comunidad científica, que no comprende por qué las competencias de universidades dejan de estar bajo el paraguas de la cartera científica. Tanto es así que varias organizaciones se han unido para denunciar un movimiento que, dicen, “implicará alejar el conocimiento de la centralidad política que se está imponiendo en Europa”. Así lo aseguran la Confederación de Sociedades Científicas de España (Cosce), la Federación de Asociaciones Científico Médicas Españolas (Facme), Crue Universidades Españolas y la Alianza de Centros Severo Ochoa y Unidades María de Maeztu (SOMMa), quienes han lanzado un comunicado expresando los motivos de su malestar.

Desde su punto de vista, es “imprescindible que la gestión del llamado “triángulo del conocimiento” (investigación-innovación-educación), quede reforzado en el nuevo Gobierno en un único Ministerio. Solo así se podrá, aseguran, mantener la tendencia de la mayoría de países miembros de la Unión Europea, que mantienen esa unidad en un único Ministerio. Es el caso de países como Alemania, Austria, Francia, Italia o Portugal.

Cualquier fragmentación de competencias, tal y como finalmente ha planteado Pedro Sánchez, implica, según los firmantes, fragmentación de recursos. “Hay voces autorizadas en Europa que alertan del error que puede suponer enfrentar investigación y universidades a la hora de la negociación presupuestaria, lo que podría suponer décadas de estancamiento para la investigación, las universidades, o ambos”, reza el escrito.

Con este movimiento la comunidad científica ve cómo se pone en juego “la competitividad de la ciencia de nuestro país”. Educación superior, investigación e innovación son, para la academia y la ciencia, “indivisibles”, aunque no parece así para el nuevo Gobierno.

Twitter
Suplementos y Especiales