Herramientas
|
02 jun 2017 - 13:57 h
|

Una dilatada carrera con un amplio reconocimiento del sector

En diciembre de 2016 la Organización Médica Colegial decidía, por unanimidad, conceder al entonces presidente de A.M.A. su medalla de oro como reconocimiento al apoyo prestado a lo largo de toda su carrera tanto al Consejo General como a los colegios de médicos. Para Diego Murillo, este premio, tal y como expuso en la ceremonia de entrega el pasado mes de marzo, no era uno más: “Es el honor más preciado de mi intensa y dilatada vida profesional”, sentenció, en presencia de Ana Pastor, ex ministra de Sanidad y presidenta del Congreso de los Diputados, y del entonces presidente de la OMC, Juan José Rodríguez Sendín.

Pocas semanas antes de anunciar su intención de no aspirar a ser reelegido como presidente de la mutua, la Real Academia de Medicina anunciaba también que se le concedía la Medalla de Honor de la institución. Distintivos que se suman al otorgado por Fundamed y Gaceta Médica en 2011, como reconocimiento a “haber forjado un camino de constancia y anticipación al frente de la presidencia de A.M.A”. Con el anuncio de su retirada, Murillo pone punto y aparte a una trayectoria profesional marcada por su compromiso con la aseguradora. En el extenso currículum de este especialista en ginecología y obstetricia destaca también la presidencia del Colegio de Médicos de Pontevedra y su labor como miembro del Consejo Asesor del Ministerio de Sanidad.

e-planning ad
Twitter
Suplementos y Especiales