El baremo sanitario, la asignatura pendiente de Sendín

El presidente saliente de la OMC señala como su momento más difícil la firma del Pacto en Moncloa
Herramientas
Madrid
|
03 mar 2017 - 15:00 h
|

En sus ocho años como presidente de la Organización Médica Colegial (OMC), Juan José Rodríguez Sendín ha visto pasar seis ministros de Sanidad por el Paseo del Prado si se incluye a Fátima Báñez que tuvo que asumir las funciones cuando Alfonso Alonso se presentó a las elecciones de País Vasco el año pasado cuando el Gobierno permanecía parado a la espera de un acuerdo de los grupos parlamentarios.

En este periodo de tiempo, este médico de familia de origen salmantino señala su gran asignatura pendiente: el baremo de daños sanitarios. Era uno de los compromisos que contrajo Ana Mato a su llegada al Ministerio de Sanidad, pero que nunca llegó a cumplir. Mato se vio obligada a dimitir por el caso Gurtel y sus sucesores no acometieron esta reforma. Sin un baremo sanitario, los jueces se siguen guiando por el de tráfico, que ha ampliado recientemente las indemnizaciones para los afectados. Esta situación ha provocado que grandes compañías hayan preferido no renovar sus contratos con comunidades autónomas para proteger a los profesionales sanitarios.

Rodríguez Sendín confía en que su sucesor, Serafín Romero, pueda cumplir con éxito esta tarea. “Se reduciría de manera importante la litigiosidad”, manifestó en su despedida como presidente de la OMC.

Durante estos ochos años, Rodríguez Sendín señala como momento más complicado la decisión de firmar los acuerdos de julio de 2013 en el Palacio de La Moncloa entre el Gobierno y los profesionales sanitarios, representados por los médicos, los enfermeros y los farmacéuticos. A pesar de las dudas iniciales, “lo volvería a firmar”, aseguró Rodríguez Sendín sobre este pacto al que no se sumó ni el PSOE ni el resto de los grupos de la oposición a causa del Real Decreto 16/2012. Precisamente su mandato ha coincidido con una mayor unión de la profesión bajo el paraguas del Foro de la Profesión Médica, en el que no solo se encuentra la OMC, sino también el sindicato CESM, los Decanos de Medicina, Facme, el Consejo Nacional de Especialidades y el Consejo Estatal de Estudiantes de Medicina.

Y entre sus mejores momentos destaca la aprobación del informe de la OMC sobre el sector farmacéutico, un texto que levantó ampollas y generó diferencias entre ambas profesiones. Tampoco han resultado sencillas las relaciones con el Consejo General de Enfermería (CGE). Tras un periodo de intensa colaboración, las relaciones se rompieron a raíz de la aprobación del real decreto de indicación enfermera. El cambio del texto a última hora fue entendido por el presidente del CGE, Máximo González Jurado, como una intromisión de los médicos

Futuro

La intención de Rodríguez Sendín es seguir ligado a la OMC. Una de las áreas donde seguirá aportando su conocimiento es en la Confederación Médica Latinoamericana y de El Caribe (Confemel), de la que es vicepresidente primero. España es en la actualidad un referente en cuestiones como el Programa de Atención Integral al Médico Enfermo (Paime) o la lucha contra las agresiones, modelo que está exportando a los países latinoamericanos.

Otra de las áreas a las que Sendín pretende vincularse es a la formación de los médicos. Romero ya ha asegurado que la OMC seguirá contando con él.

e-planning ad
Twitter
Suplementos y Especiales