“El objetivo de vacunar contra la gripe al 40% de los sanitarios es de difícil alcance”

María Pilar Guijarro Directora general de Salud Pública de la Junta de Extremadura
Herramientas
Madrid
|
26 ene 2018 - 13:47 h
|

Extremadura trabaja en esta campaña de la gripe con el objetivo de vacunar al 65 por ciento de la población mayor de 65 años. Las últimas cifras muestran que ya se ha vacunado un 57,06 por ciento de este grupo de población. En el caso de los profesionales sanitarios la meta se ha planteado en el 40 por ciento para este 2017-18, aunque la directora general de Salud Pública de esta comunidad autónoma, María Pilar Guijarro, es consciente de que se trata de un objetivo de “difícil alcance”.

Pregunta. ¿Cuál han sido los pilares de la estrategia de Extremadura contra la gripe?

Respuesta. En Extremadura se realiza un esfuerzo importante con el fin de conseguir una cobertura adecuada en la vacunación frente a la gripe. En este sentido la Consejería de Sanidad y Política Social el pasado 29 de septiembre emitió y difundió el circular de vacunación frente a la gripe temporada 2017-2018, documento técnico que se distribuyó a todos los profesionales sanitarios que puedan estar implicados en este hecho. Se elaboró una campaña de difusión a través de cartelería (2.000 carteles) y folletos informativos (6.000 folletos), incidiendo tanto en las medidas higiénico sanitarias como en la vacunación. Por otra parte desde las ocho direcciones de salud, se realizan charlas informativas con distintos colectivos para fomentar la vacunación.

P. ¿Cuál es el objetivo que se han planteado para este año?

R. Nuestros objetivos serían vacunar, al menos, al 60 por ciento de la población mayor o igual a 60 años y al menos, al 65 por ciento de la población mayor o igual a 65 años. Todo esto con la finalidad de disminuir la incidencia de la enfermedad en toda la población de riesgo, el número de complicaciones respiratorias, la cifra de ingresos hospitalarios y la mortalidad causada por las complicaciones

P. ¿Han detectado influencia de los movimientos antivacunas?

R. Como a nivel nacional estos movimientos también están presentes en Extremadura y aunque no hemos observado una gran influencia en esta campaña, sin lugar a dudas, hay una determinada población tanto infantil como adulta que no se vacunará.

P. ¿Cuál es la cobertura actual en mayores de 65 años y los profesionales sanitarios? Y ¿cuáles son las expectativas?

R. En la presente campaña 2017-18, la cobertura de vacunación de la gripe en personas mayores de 65 años alcanza el 57’06 por ciento, hasta la fecha de realización de este informe. Con relación a los profesionales sanitarios en la anterior campaña 2016-17 se consiguió una cobertura de un 25,08 por ciento. En esta campaña 2017-18 nuestro objetivo está fijado en conseguir vacunar al menos al 40 por ciento de la población sanitaria. Aunque consideramos un objetivos de difícil alcance.

P.¿Por qué es relevante que este colectivo esté inmunizado?

R. Nos parece importantísimo por dos motivos principales. Por protección de una población indispensable para el cuidado de toda la sociedad y para evitar la transmisión de esta enfermedad a todas las personas que acuden a los servicios sanitarios.

P. ¿Cuál es el impacto de una cobertura inadecuada?

R. Si en este colectivo de profesionales sanitarios la cobertura no es alta tenemos dos problemas fundamentales. No se interrumpe lo suficiente la cadena de transmisión de la gripe a la población de riesgo y por ende a la población general. Y además el absentismo laboral del personal sanitario, que es precisamente el esencial en el tratamiento de la enfermedad.

P. ¿Qué otros grupos de riesgo están en el punto de mira?

R. En Extremadura se establecen los siguientes grupos a vacunar: toda la población mayor o igual a 60 años, personas menores de 60 años que presentan un alto riesgo de complicaciones derivadas de la gripe, personas que pueden transmitir la gripe a aquellas que tienen un alto riesgo de presentar complicaciones y otros grupos en los que se recomienda la vacunación, como las personas que trabajan en servicios públicos esenciales, con especial énfasis en los siguientes subgrupos: Fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado, con dependencia nacional, autonómica o local (bomberos, servicios de protección civil, personas que trabajan en los servicios de emergencias sanitarias y trabajadores de instituciones penitenciarias y de otros centros de internamiento por resolución judicial). Trabajadores expuestos directamente a aves o a cerdos en granjas o explotaciones avícolas o porcinas y también a aves silvestres. La finalidad es reducir la oportunidad de una infección concomitante de virus humano y aviar o porcino, disminuyendo la posibilidad de recombinación o intercambio genético entre ambos virus. Y por último personal docente que trabaja en la Comunidad Autónoma de Extremadura.

P. ¿Qué planes tienen para implicar a la población en riesgo para que se vacune contra la gripe?

R. En Extremadura como en el resto de España la vacunación es voluntaria, no está contemplada la obligatoriedad de la misma. No obstante, considerando la importancia de esta vacunación tenemos previsto una campaña de concienciación de la importancia de la vacunación frente a la gripe en últimos cursos de formación médica y de enfermería. Se está trabajando en la posibilidad de acercar la vacunación antigripal a empresas con trabajadores susceptibles de vacunación. Aunque el personal docente de Extremadura, está incluido en los grupos de riesgo, en la próxima campaña está prevista la coordinación con la Consejería de Educación para fomentar esta vacunación en estos profesionales. Se está trabajando en la posibilidad de forma telemática, de envío de información sobre la importancia de la vacunación frente a la gripe, a cada usuario mayor de 60 años

P. ¿Cómo avanza el desarrollo de las vacunas? ¿Y la adaptación a las necesidades por parte de la Administración?

R. La fabricación de las vacunas frente a la gripe, a diferencia del resto de vacunas, es anual. Los laboratorios fabricantes de vacunas están continuamente investigando nuevas vacunas que se adapten mejor a las variabilidades antigénicas del virus, que es el principal problema que presenta la vacunación frente a la gripe. Por otra parte la Administración, en este caso de Extremadura, tiene que seguir las pautas de la OMS y de la Comisión de Salud Pública del Ministerio de Sanidad, Servicios Sociales e Igualdad en relación a la vacuna a utilizar.

P. ¿Son eficaces las vacunas existentes?

R. La formulación de la vacuna frente a la gripe para cada temporada en el hemisferio norte, es emitida por la OMS y aprobada por un grupo de expertos de la Unión Europea (UE), considerando la más adecuada de acuerdo con la situación epidemiológica europea. Habitualmente se trata de una vacuna trivalente que incluye dos cepas de la gripe A y una de la gripe B. La efectividad de la vacuna frente a la gripe varía de unas temporadas a otras. Depende fundamentalmente de la concordancia entre las cepas incluidas en la vacuna y las cepas que realmente circulan finalmente y que como se ha comentado anteriormente el problema es la variabilidad del virus de la gripe. En esta campaña 2017-2018, valorando los informes del “Sistema de vigilancia de la Gripe en España” algunas cepas circulantes del tipo B son discordantes con las incluidas en la vacuna. En cuanto a las cepas del tipo A, no se han determinado su concordancia con las de la vacuna de esta temporada.

P. ¿Qué impacto tendría la denominada ‘’vacuna universal’’ para todos los tipos de gripe?

R. El impacto de la vacuna estará siempre relacionado con la concordancia de las cepas de las vacunas circulantes y las cepas incluidas en la vacuna. Evidentemente si esto sucede y se vacuna toda la población sería un éxito. Pero si se vacunara toda la población y las cepas no coincidieran no podríamos decir que la vacunación sería efectiva. Si existiese una vacuna frente a la gripe que incluyera todas las cepas del virus gripal, se evitarían discordancia entre vacunas y cepas circulantes y la efectividad aumentaría considerablemente.

LAS FRASES

En la presente campaña la cobertura en mayores de 65 años alcanza el 57 por ciento”

Está prevista la coordinación con Educación para fomentar la vacunación en el personal docente”

Twitter
Suplementos y Especiales