La propuesta de modificación de la Ley de Garantías molesta a enfermería

El proyecto de ley respaldaría de forma específica la prescripción de medicamentos no sujetos a ella
Herramientas
Madrid
|
10 mar 2017 - 15:00 h
|

La última Comisión de Sanidad en el Congreso adelantó en qué terminos irán las próximas negociaciones en la Cámara Baja. La prescripción enfermera, aunque no estaba en el orden del día, sí está en la estrategia de Ciudadanos, Podemos y Esquerra Republicana para los próximos encuentros. Tanto es así que minutos antes del inicio de la sesión, los portavoces de la formación naranja, Francisco Igea, y morada, Marta Sibina, dieron a conocer un proyecto de ley para modificar el Real Decreto 1/2015 conocido como Ley de Garantías.

Con esta fórmula se consigue sobrepasar el debate inerte a base de proposiciones no de ley (PNL).

La principal novedad del documento es el respaldo de forma específica a los enfermeros sobre la prescripción de medicamentos no sujetos a prescripción médica mediante la correspondiente orden de dispensación. Es decir, el texto normativo modifica la redacción del RD 1/2015 donde en vez de señalar que estos profesionales “dentro de sus competencias (...) podrán indicar, usar y autorizar”, apoya que “los enfermeros de forma autónoma (...) podrán prescribir productos sanitarios y medicamentos no sujetos a prescripción médica”.

Sobre los medicamentos sujetos a prescripción, el colectivo “indicaría” o “autorizaría” seguiría guiándose por protocolos desarrollados por los servicios asistenciales en primaria y especializada de las enfermera, para posteriormente ser aprobados por las comunidades. De esta forma, no sería el Ministerio de Sanidad quien acreditase. Si sigue adelante, supondría la derogación del actual decreto de prescripción.

La propuesta ha caído como un jarro de agua fría para el Consejo General de Enfermería. Su presidente, Máximo González Jurado, asegura no entender nada. “Se trata de arreglar algo y lo ponen peor”, lamenta. Además, considera que el texto tiene contradicciones y confía en que no llegará a prosperar.

El congreso aprueba seguir avanzando en e-sanidad

La Comisión de Sanidad dio el visto bueno a una PNL del PP para seguir avanzando en sanidad electrónica. PP, PSOE y Ciudadanos con la abstención de Podemos aprobaron seguir promoviendo el empleo de las nuevas tecnologías en sanidad con el objeto de culminar la implantación de la receta electrónica, la tarjeta sanitaria única y la histórica clínica digital. Eso sí, la iniciativa no estuvo exenta de reproches por el retraso del Gobierno en el desarrollo de la e-sanidad. “Tras cuatro años solo se ha conseguido la unificación de la tarjeta sanitaria en tres comunidades autónomas, ¿cuánto tiempo necesitaremos?”, increpó la vocal adjunta de Podemos, Amparo Botejara. Finalmente, el compromiso de la Cámara Baja pasa por elaborar un calendario de implantación; establecer un sistema de financiación finalista; y elaborar un régimen sancionador para las administraciones autonómicas que nieguen a compartir información. Además, instan al Gobierno a evaluar anualmente la implantación de las TIC en el SNS e informar de los resultados.

Twitter
Suplementos y Especiales