Las demandas sanitarias necesitan de una estabilidad en vías de extinción

Cinco ministros han ocupado el cargo en el último lustro y suman más de año y medio en funciones
Herramientas
Madrid
|
08 nov 2019 - 12:43 h
|

Cuando lean estas líneas en su versión de papel ya tendremos sobre la mesa los resultados electorales. Si por el contrario acceden a ellas vía internet, puede que las urnas aún no hayn hablado. Pero lo que será común en ambos casos es que España y, sobre todo, su sanidad, necesitan de una estabilidad gubernamental e institucional que hace ya varios años que no se encuentra. Al sector sanitario también les une lo mismo. Cada perfil profesional tiene sus propias demandas y, aunque en ocasiones colisionen, todos encuentran el punto de partida en el mismo lugar: tener la seguridad que va a haber un Gobierno con cuatro años por delante que sea capaz de acometer las reformas que la sanidad necesita. Y no es para menos. Desde 2015 hasta hoy España sale a una media de ministro por año y, para más inri, acumula más de 500 días de gobierno en funciones, con todo lo que ello implica.

Reformas de calado
Un nuevo sistema de financiación es esencial para hacer frente al resto de reformas

Como las cosas de palacio van despacio, puede que el Gobierno llegue como regalo de Reyes. Por eso, y por si acaso, tanto médicos como enfermeros y sociedades científicas ya tienen listas sus cartas de deseos. “El Sistema Nacional de Salud tiene problemas de suficiencia y sostenibilidad, que hay que atajar tras una larga etapa de restricciones; pero también tiene que acometer reformas en su arquitectura organizativa y técnica”, asegura el presidente de la Organización Médica Colegial, Serafín Romero. Más allá del análisis, las peticiones pasan por un de forma inmediata un pacto por los profesionales sanitarios que “desarrolle políticas profesionales y laborales que refuercen e instrumentalicen formas de reconocimiento, promoción y mejora”. Asimismo, piden la creación de Comisión de Expertos de alto nivel en el Congreso de los Diputados “para sintetizar los principales problemas de organización y funcionamiento del SNS y que elabore un documento de referencia para las reformas legislativas y la acción de gobierno que se precise”.

Especialidades
Todas los perfiles de profesiones sanitarias coinciden en la necesidad de desarrollarlas

Por su parte, desde el Consejo General de Enfermería se centran en el desarrollo del Real Decreto de Prescripción así como de la futurible ley de ratios. “España cuenta con una ratio de 585 enfermeras por cada 100.000 habitantes, muy lejos de las 852 que tiene de media la Unión Europea. Asimismo, existen grandes desigualdades entre las autonomías, lo que supone que en Murcia haya 430 enfermeras por cada 100.000 habitantes, mientras que en Navarra son 868.”, explica el presidente, Florentino Pérez. Otro asunto que preocupa tanto a médicos como a enfermeros es el desarrollo de las especialidades. Desde el Consejo de Enfermería recuerdan que “a pesar de que hay miles de enfermeros especialistas, en la actualidad muchos de ellos siguen sin trabajar como tal porque muchas autonomías no han creado las categorías específicas y se ven obligados a continuar como enfermeros generalistas, por lo que pedimos un impulso desde Sanidad”.

También llegan demandas desde la Federación de Asociaciones Científico Médicas de España. Por un lado solicitan que la inversión en Sanidad alcance el 7 por ciento del PIB (actualmente está en el 5,9) y por otro solicitan al nuevo Gobierno participar en todo lo que tenga que ver con formación, desarrollo profesional y áreas de capacitación.

<p>Las demandas sanitarias necesitan de una estabilidad en vías de extinción</p>

Serafín Romero, presidente de la OMC

- Pacto por la sanidad: Un acuerdo político al máximo nivel para que la Sanidad no pueda ser utilizada como confrontación partidista y que facilite las reformas necesarias en nuestro Sistema Nacional de Salud.

- Financiación: Un Nuevo Modelo de Financiación para el SNS, suficiente y sostenible, respetuoso con el Marco de Estabilidad Presupuestaria y Consolidación Fiscal del Estado y que sea coherente con los principios de cohesión territorial, igualdad y equidad en el acceso a las prestaciones de acuerdo con una cápita adecuada, garantizando una cartera de servicios innovadora y de acreditada calidad.

- Gestión: En los nuevos modelos de gestión se hace imprescindible contar con los profesionales, especialmente los médicos, dotándolos de las herramientas y la autonomía necesaria en su ámbito.

- Recursos Humanos: Sin un desarrollo efectivo de políticas profesionales y laborales que refuercen e instrumentalicen formas de reconocimiento, promoción y mejora de las condiciones de vida laboral, no es posible pretender un sistema sanitario moderno, eficaz y humanista. Por ello solicitamos de forma inmediata un Pacto por los profesionales sanitarios.

- Ciencia en el Congreso: Creación por parte del Congreso de los Diputados de una Comisión de Expertos de alto nivel, con una amplia participación profesional y social, para sintetizar los principales problemas del SNS y que elabore un documento de referencia para las reformas legislativas y la acción de gobierno.

<p>Las demandas sanitarias necesitan de una estabilidad en vías de extinción</p>

Florentino Pérez, presidente del CGE

- Ratios: Es necesario que el próximo Ejecutivo tome conciencia de lo que está ocurriendo y al menos iguale todas las comunidades con los datos que tiene la que mejor ratio presenta: Navarra.

- Prescripción Enfermera: Percibimos una dejación por parte de la administración y hay muchas comunidades autónomas que ni se han puesto a regular el proceso de acreditación que manda la norma. Además, es preciso desarrollar las guías y protocolos que seguirán a las enfermeras en la indicación de medicamentos.

- Especialidades: Hace 15 años que se aprobó el Real Decreto que regulaba siete especialidades de enfermería. A pesar de que hay miles de enfermeros especialistas, en la actualidad muchos de ellos siguen sin trabajar como tal porque muchas autonomías no han creado las categorías específicas y se ven obligados a continuar como enfermeros generalistas.

- Gestión: No se pueden poner cortapisas al acceso de enfermeras a cargos de primera línea de gestión y de responsabilidad. Siempre que estén preparadas y formadas, deberían poder optar a puestos de gestión al igual que lo hacen otras profesiones.

- Cronicidad: Esta realidad pone de manifiesto la necesidad de tener profesionales formados como son las enfermeras de Familiar y Comunitaria, que deben liderar el cambio en la atención sanitaria.

<p>Las demandas sanitarias necesitan de una estabilidad en vías de extinción</p>

Fernando Carballo, presidente de Facme

- Inversión económica: La inversión en sanidad debe superar el 7 por ciento del Producto Interior Bruto aunque la calidad de la sanidad no solo es cuestión de presupuesto.

- Gestión Clínica: avanzar en la implementación de las unidades de gestión clínica.

- Desarrollo profesional: Participación de las sociedades científicas en todo lo que tenga que ver con formación, desarrollo profesional, áreas de capacitación, etc.

- Salud Pública: Debe impulsarse una estrategia nacional de salud pública que establezca los objetivos y

metas en educación y promoción de la salud y prevención de las enfermedades.

- Cronicidad: Se deben crear redes asistenciales para cada bloque de procesos que garanticen la atención del paciente en el lugar más apropiado en cada momento.

- I+D+i: Se debe configurar la agencia nacional de evaluación en tecnología sanitarias como una red que integrara a la estatal y las de las Comunidades Autónomas. Debería tener un estatus independiente y vinculante, y contar con la estrecha colaboración de las sociedades científico-médicas.

- TIC: Las TIC son imprescindibles para desarrollar un sistema sanitario integrado, en cuyo centro esté situado el paciente. Para ello es preciso afrontar, desde el ámbito del SNS, una inversión masiva, orientada, eficiente en sus retornos.

e-planning ad
Twitter
Suplementos y Especiales