#Galicia25Sanidad

Reforzar la AP y mejorar la carrera profesional, propuestas para el 25-S

La oposición lamenta la precariedad mientras el PP defiende estabilidad en el empleo en Galicia
Herramientas
Santiago de Compostela
|
16 sep 2016 - 15:00 h
|

El 25 de septiembre los gallegos están llamados a las urnas para elegir a las personas que formarán su nuevo Ejecutivo autonómico. Ante la cercanía de esta cita, Gaceta Médica con el patrocinio de Sanofi organizó el encuentro ‘La Sanidad en clave de política: Retos en Galicia 2016-2020’ con el objetivo de acercar las propuestas en esta materia de los distintos partidos.

A pesar de que a causa de la crisis económica la Xunta contó con 2.000 millones de euros menos en su presupuesto, Aurelio Núñez, portavoz de Sanidad del PP en la región, aseguró que la situación sanitaria es buena, tanto en lo que respecta al incremento de infraestructuras como a una mejor asistencia al paciente, y todo ello se ve reflejado en las estadísticas del barómetro sanitario. Entre las mejoras obtenidas esta última legislatura, destacó la puesta en marcha del Hospital Álvaro Cunqueiro junto con la ampliación de otros hospitales y la construcción de nuevos centros de salud, la Ley de Garantías y Prestaciones Sanitarias o la prohibición de la objeción de conciencia de los profesionales en relación con la muerte digna de las personas.

Por su parte, Modesto Pose, senador del PSdeG-PSOE, aunque reconoció que el sistema sanitario es “sólido y bueno” por las inversiones que se han hecho históricamente, aseguró que el Gobierno del PP “descuida a las personas” y, además, parece que “intencionadamente” porque no es solo en Galicia ni solo en España, sino que se trata de un movimiento internacional de negocio. A su juicio, los recursos públicos de sanidad y servicios sociales son “fuente de negocio apetecible” para las compañías privadas. Asimismo, apuntó que algunas medidas llevadas a cabo por la Administración han molestado aún más a la profesión que los propios recortes derivados del presupuesto, porque perjudican los derechos de los trabajadores, que están “bastante desmotivados”.

“La sanidad pública en Galicia está en estado de emergencia nacional”, aseguró Montserrat Prado, parlamentaria del BNG, para añadir que esto responde a una situación orquestada por el PP, a un “diseño del poder económico” a través del que se tomó la decisión de que la sanidad es “un atractivo nicho de negocio” para las empresas. Prado, además, acusó al presidente de la Xunta, Alberto Núñez Feijóo, de “desmantelar” la sanidad publica con recortes continuos con el objetivo de “impulsar a la gente a acudir a la privada”.

La red de farmacias podría tener un papel mayor en el control del tratamiento y mejora de la adherencia

El PSOE acusa al PP de descuidar a las personas de forma intencionada, y no solo en Galicia

Coincidió con ella Eva Solla, candidata de En Marea-Podemos, para quien la situación actual es fruto del cambio en el propio modelo sanitario, no solo en Galicia, sino en el resto del Estado y de Europa. A su juicio, en los últimos años se ha pasado del modelo de cobertura universal al de asegurado tras la aprobación del RD 16/2012, además, se ha dejado de premiar la prevención para orientarse a la atención especializada “porque en los hospitales es donde hay más capacidad de negocio”, abandonando así la atención primaria y, además, incrementando el trasvase a la sanidad privada.

Las que más recortaron

Como candidata de Ciudadanos, Lola Pazos lamentó que Galicia se encuentre entre las comunidades que han recortado un porcentaje mayor del gasto sanitario y que ha reducido más su personal, fundamentalmente en el caso de la primaria, a pesar de que todas las indicaciones de la Organización Mundial de la Salud hagan hincapié en que la prevención y promoción de la salud deben realizarse desde el primer nivel asistencial. Asimismo, aseguró que desde la Consellería de Sanidade se está intentando apartar a la profesión médica del Comité de Ética Asistencial, por lo que solicitó que se apueste por la profesionalización de la atención sanitaria y calificó de “equivocados” los pasos que está dando el PP.

Una de las preocupaciones principales de la Administración, los profesionales sanitarios y la población en general es hacer frente a los problemas asociados a una población cada vez más envejecida entre los que destacan el abordaje de la cronicidad.

Sobre este tema, Pazos abogó por que el seguimiento se haga desde AP y mejorar la comunicación entre niveles asistenciales, así como contar con otros profesionales como puede ser el psicólogo. Asimismo, señaló la conveniencia de que primaria tenga acceso a pruebas diagnósticas suficientes y a que exista longitudinalidad en la atención porque “cambiar de médico cada 15 días no ayuda”.

Apostar por un abordaje transversal que aúne atención primaria, hospitalaria, sociosanitaria y farmacia fue la propuesta que puso Solla sobre la mesa. Sin embargo, teniendo en cuenta que el control “más básico” de crónicos y mayores debe realizarse desde AP, resulta complicado hacerlo, ya que este nivel es el más “desmantelado” con una falta tanto de profesionales como de medios.

Prado agregó que las políticas sanitarias tienen que adaptarse a especificidades de la población como la dispersión, algo a lo que resulta complicado hacer frente por la reducción de profesionales sanitarios. También solicitó la eliminación de copagos que perjudican a los pacientes con menos recursos, que pueden llegar a dejar de tomar medicamentos por motivos económicos. Apostó asimismo por dar un papel más relevante al farmacéutico rural por ser el profesional sanitario más cercano, “sin querer que haga la función del médico”.

Implementar la hospitalización a domicilio, dar más responsabilidad a la enfermera de AP e implantar la figura del médico especialista consultor del centro de primaria fueron algunas de las propuestas de Pose. Además, pidió que se realice un diagnóstico de salud “como hizo el Gobierno anterior” para conocer la prevalencia de las distintas patologías en la sociedad gallega.

Finalmente, Núñez destacó el papel de las nuevas tecnologías, tanto en la coordinación entre niveles asistenciales como a la hora de consultar con otros especialistas, y puso en valor el trabajo que puede hacer la red de farmacias fomentando la mejora de la adherencia, detectando errores de medicación, contribuyendo al seguimiento de los crónicos y realizando actividades relacionadas con la promoción de la salud (por ejemplo en las campañas de vacunación de la gripe), algo que está ya recogido en el programa del PP. Asimismo, coincidió con el representante socialista en la necesidad de fomentar la atención domiciliaria en los casos en que sea posible.

El futuro de la cronicidad pasa por incrementar los ingresos domiciliarios y el uso de nuevas tecnologías

La oposición lamenta que la región sea una de las que ha recortado un porcentaje mayor en sanidad

El portavoz popular aseguró que “Galicia tiene una de las tasas de empleo estable más altas de todas las comunidades autónomas” algo que, en su opinión, “siempre se obvia” al hablar de recursos humanos. También indicó que desde 2012 se han realizado OPEs anuales y están convocadas este año 818 plazas. Sin embargo, sí reconoció que hay que revisar los criterios de carrera profesional para que dejen de ser un plus de antigüedad y valoren otros aspectos.

Por otro lado, desde En Marea-Podemos aseguraron que “si por algo se caracterizó la política del PP es por una reducción indiscriminada de profesionales” y la amortización de plazas utilizando la crisis económica como justificación.

En esta línea, la representante del BNG afirmó que la Administración ha actuado de espaldas a los profesionales y se comportó “como el peor de los empleadores”, siendo mayor la precariedad en la Administración pública que en la privada. Asimismo, aseguró que la tasa de reposición fue del diez por ciento entre 2012 y 2014, subiendo en 2015 al 50 por ciento, pero solo de las plazas perdidas ese año. Además, solicitó transparencia en cuanto al número de plazas y quién las ocupa, así como que se recupere el total de las eliminadas.

A juicio del PSOE, el PP “decidió no gestionar el Servicio Gallego de Salud (Sergas)” y, cuando un servicio no funcionaba bien, “la solución fue siempre externalizar”, algo que resulta más caro y no resuelve el problema. Aseguró que también “molesta mucho” a los profesionales la discrecionalidad con la que se nombra en ocasiones a los jefes de servicio y otros cargos, sin tener en cuenta el esfuerzo.

Ciudadanos, por su parte, reconoció que este año se vuelve a invertir en Sanidad, pero aseguró que se debe a la convocatoria de elecciones y pidió acabar con el encadenamiento de contratos y las peonadas y asignar los recursos en función de las necesidades de los servicios, no solo el número de pacientes.

Conjugar evidencia científica con el precio, que mejore lo que hay hasta el momento y que sea seguro es la propuesta de Núñez a la hora de incorporar la innovación al SNS. Todo ello teniendo en cuenta la solvencia económica y, además, hacerlo con equidad en todo el territorio.

Pose, por su parte, incidió en que el coste tiene una línea “tan logarítmica y progresiva” que hay que evaluarlo mucho en cada paso porque más coste no implica necesariamente más salud. También propuso un pacto por la sanidad entre todos los actores implicados para evitar la politización de estos temas.

La ampliación de 113 millones de euros para al farmacia hospitalaria fue para Solla “una barbaridad” y pidió que se haga público de dónde viene ese gasto. Además, solicitó que para la financiación de nuevos medicamentos se tenga en cuenta únicamente la evidencia científica.

Prado señaló que el caso de los fármacos para la hepatitis C fue “la punta de un gran problema”. Además, apostó por “invertir las tornas” en investigación para dejar de exportar la generación de conocimiento y que quede en manos de la sanidad pública, lo que permitiría decidir en qué dirección investigar.

Finalmente, Pazos recordó que, aunque haya tratamientos que sean costosos, permiten salvar vidas y en muchas ocasiones el coste de no utilizarlos es todavía mayor, por ello, solicitó que se negocien los precios a nivel nacional, e incluso europeo, para conseguir precios más bajos, algo en lo que coincidieron también PP y PSOE.

Programas de los partidos:

PP: http://engaliciasi.gal/programa/plan-social/

PSdeG-PSOE: http://unharespostanova.psdeg-psoe.com/programa-socialista

BNG: http://www.bng.gal/media/bnggaliza/files/2016/09/12/programa_electoral_galegas_2016.pdf

En Marea-Podemos: https://enmarea.gal/programa2016/todos-os-servizos-para-todas-as-persoas

Ciudadanos: todavía no ha sido presentado.

LAS FRASES

Aurelio Núñez Centeno, portavoz de Sanidad del PP

Galicia tiene una de las tasas de empleo estable más altas de todas las CC.AA.”

Modesto Pose, senador del PSdeG-PSOE

El PP decidió no gestionar el Sergas y, cuando algo no iba bien, externalizar”

Montserrat Prado Cores, parlamentaria del BNG

La sanidad en Galicia está en estado de emergencia nacional”

Eva Solla, candidata de En Marea-Podemos

Se pasó de premiar la prevención a centrarse en el hospital”

Lola Pazos, candidata de Ciudadanos

El seguimiento de los crónicos debe hacerse desde AP en coordinación con el hospital”

Twitter
Suplementos y Especiales