Gilead entrega sus becas anuales a 21 proyectos de investigación

A lo largo de estas seis ediciones, la compañía ha invertido casi cinco millones de euros, que han financiado 106 proyectos.
Herramientas
Madrid
|
22 nov 2018 - 13:29 h
|

Un total de 21 proyectos en las áreas terapéuticas de VIH, enfermedades hepáticas y hemato-oncología han sido los seleccionados en la VI edición de las Becas Gilead a la Investigación Biomédica 2018. Todos estos proyectos han sido evaluados y seleccionados por el Instituto de Salud Carlos III (ISCIII). Además, el programa cuenta con la colaboración y respaldo de las principales sociedades científicas de VIH, enfermedades hepáticas y hematología y hemoterapia.

Para la convocatoria de este año se han destinado 900.000 euros, lo que supone un total de 4,8 millones de euros en las seis ediciones, lo que le convierte en uno de los principales certámenes de investigación en nuestro país. A lo largo de estos años, se han financiado 106 proyectos de 13 regiones distintas: “Para Gilead, esta iniciativa representa nuestra apuesta y compromiso con la investigación en nuestro país. Uno de los aspectos más destacados es que las Becas Gilead a la Investigación Biomédica son una muestra del talento y la diversidad de nuestro sistema nacional de salud”, ha subrayado María Río, vicepresidenta y directora general de Gilead en España.

Además, hay que destacar que, a lo largo de estos seis años, se han presentado más de 400 proyectos, lo que supone una muestra del interés de este certamen. Este programa surgió en nuestro país con un claro objetivo: fomentar la investigación en centros asistenciales sanitarios de España en áreas terapéuticas de gran relevancia. Para ello, la colaboración con el Instituto de Salud Carlos III y las asociaciones científicas es un pilar fundamental para garantizar la excelencia del certamen. “En nuestra compañía estamos convencidos de que para avanzar en la calidad de vida de los pacientes es fundamental aunar esfuerzos con organizaciones de prestigio y así ofrecer una solución para aquellas necesidades médicas que todavía quedan por cubrir”, ha indicado María Río.

Esta iniciativa pone de manifiesto, un año más, el compromiso de la compañía para impulsar y fomentar la investigación biomédica en España, Asimismo, son un ejemplo de colaboración y cooperación entre los diversos agentes que participan en el sector de las ciencias de la salud: entidades privadas, organismos públicos de investigación y los propios centros del Sistema Nacional de Salud. Todo ello con el objetivo de ofrecer los recursos necesarios para que los proyectos seleccionados vean la luz y generen resultados trasladables a la mejora de la salud de los ciudadanos.

En palabras de José Antonio Pérez Molina, presidente de Gesida, “El diagnóstico precoz y la prevención siguen siendo asignaturas pendientes en el abordaje de la infección por el VIH. Además, teniendo en cuenta la caída que ha habido en los fondos públicos para I+D en nuestro país, y muy especialmente en el área de la salud, iniciativas como las Becas Gilead son especialmente bienvenidas”.

Tal y como ha comentado la Dra. María Buti, presidenta de la AEEH (Asociación Española para el Estudio del Hígado):“para la investigación médica este programa supone un estímulo muy importante especialmente para los grupos de investigadores jóvenes que pueden proyectarse a nivel internacional”.

Según Jordi Sierra, presidente de la SEHH (Sociedad Española de Hematología y Hemoterapia), “el programa de Becas Gilead nos ha ayudado de modo particular en una etapa de dificultades de financiación de la investigación en hematología; ello ha permitido desarrollar proyectos traslacionales de alto nivel en diferentes neoplasias linfoides en prestigiosos centros de nuestro país. Se trata de una prueba más del gran compromiso de Gilead con la investigación y la innovación en el campo de la hematología española”.

Durante la celebración del acto tuvo lugar un homenaje especial a la labor realizado por el Centro Sandoval de Madrid. Con este homenaje se ha querido reconocer la labor que este centro público lleva a cabo en la prevención, detección y tratamiento de ETS desde que se inauguró en el año 1928. Entre otros muchos logros de esta clínica de referencia en España en su campo, hay que destacar que realiza el mayor seguimiento de Europa a parejas con un miembro portador de VIH, también conocidas como serodiscordantes. Más de 900 parejas han sido atendidas en dos décadas y de ellas han nacido más de un centenar de niños sin que haya habido transmisión ni a la pareja ni al bebé.

El acto contó con la presencia del secretario general del Ministerio de Sanidad, Faustino Blanco; el viceconsejero de Sanidad de la Comunidad de Madrid, Fernando Prados; el viceconsejero de humanización de la Consejería de Sanidad de Madrid, Diego Sanjuanbenito y diversas autoridades tanto nacionales como regionales.

Twitter
Suplementos y Especiales